Búsqueda de médico

Tipos de cancer

Tipos de Cancer

Cuantos-tipos-de-cancer-existen-en-realidad-01

 EL CÁNCER ES UNA FAMILIA GRANDE Y COMPLEJA DE ENFERMEDADES QUE PUEDEN AFECTAR A CADA UNO DE LOS ÓRGANOS Y TEJIDOS DEL CUERPO. EL CÁNCER ES LA SEGUNDA CAUSA DE MORTALIDAD MUNDIAL, SUPERADO SÓLO POR LAS ENFERMEDADES DEL CORAZÓN.

Todos los años se diagnostican más de 1.2 millones de nuevos casos, la mitad de ellos afectan al  pulmón,  próstata, mama, colon y recto. El cáncer se puede presentar en cualquier edad, a pesar de que es más común en las personas mayores de 50 años.

Las células de nuestro cuerpo se dividen y multiplican constantemente para reemplazar a las células viejas y dañadas. Cuando esta división y crecimiento tiene lugar de forma descontrolada puede dar lugar a la formación de exceso de tejido, que es lo que conocemos como tumor. En la mayoría de los casos los tumores son benignos, no son cánceres. Los tumores benignos no tienen capacidad para invadir o destruir otros órganos o tejidos, y a pesar de que pueden causar algunos problemas debido a su tamaño y ubicación, no amenazan la vida.

Cuando estas células además de crecer sin control sufren nuevas alteraciones y adquieren la facultad de invadir tejidos y o órganos de alrededor (infiltración) y de trasladarse y proliferar en otras partes del organismo (metástasis), se denomina tumor maligno, que es a lo que llamamos CÁNCER.

LAS TASAS DE SUPERVIVENCIA AL CÁNCER , han mejorado en los últimos años. Una mayor concienciación de la población ha dado como resultado que cada vez más personas se sometan a estudios de detección precoz del cáncer y que adopten estilos de vida más saludables para reducir sus riesgos.

MÁS DEL 80% DE LAS MUJERES CON CÁNCER DE MAMA SOBREVIVEN MÁS DE 5 AÑOS. LA SUPERVIVENCIA HA MEJORADO NOTABLEMENTE EN LA ÚLTIMA DÉCADA Y SE ESPERA QUE ESTA TENDENCIA CONTINÚE.

 

 

El cáncer de mama es el tumor maligno que se origina en el tejido de la glándula mamaria.

Es el tumor más frecuente entre las mujeres occidentales. En España se diagnostican unos 16.000 nuevos casos de cáncer de mama al año. Se estima que el riesgo de padecer cáncer de mama en 2006 es de 1 de cada 8 mujeres. El cáncer de mama no es exclusivo de mujeres, los hombres, aunque en un porcentaje muy pequeño, también pueden padecerlo. Considerando los dos sexos, es el segundo en frecuencia en el mundo después del cáncer de pulmón.

Pese a la incidencia tan alta de este cáncer, los datos de supervivencia son muy esperanzadores: más del 80% de las mujeres con cáncer de mama sobreviven más de 5 años. La supervivencia ha mejorado notablemente en la última década y se espera que esta tendencia continúe. A ello han contribuido los programas de screening, que permiten un diagnóstico más precoz de la enfermedad y una mayor eficacia de los tratamientos.

 

SÍNTOMAS

 

En fases precoces de la enfermedad, el cáncer de mama no suele producir síntomas. Cuando se diagnostica en estadios iniciales es porque la mujer participa en programas de screening o porque se ha realizado una mamografía de control.

Los síntomas más frecuentes por los que la mujer acude al médico son:

 

  • Aparición de un bulto o nódulo en la mama.
  • Dolor en la mama a la palpación.
  • Cambios de tamaño de alguna de las mamas.
  • Irregularidades en el contorno.
  • Menos movilidad de una de las mamas al levantar los brazos.
  • Alteración en la piel de la mama como: aparición de úlceras, cambios de color y aparición de lo que se denomina piel de naranja (por su aspecto similar a la piel de dicha fruta).
  • Cambios en el pezón, como puede ser la retracción del mismo (hundimiento).
  • Aparición de un nódulo en la axila.
  • Existen otros síntomas como son el cansancio o el dolor óseo localizado, que pueden aparecer en las fases más avanzadas de la enfermedad.

 

TIPOS

 

La glándula mamaria consta de dos elementos fundamentales: los acinos glandulares, donde se encuentran las células productoras de leche y los ductos, conjunto de estructuras arboriformes o ramificadas, tubulares y huecas, cuyas luces confluyen progresivamente en canalículos más y más gruesos. Cuando las células malignas tienen su origen en los acinos glandulares hablamos de Carcinoma Lobulillar, y cuando este se genera en el conducto Carcinoma Ductal.